ejercicio en casa

Ejercicio en casa: claves para no perder la motivación

La falta de motivación es nuestro peor enemigo a la hora de realizar deporte, por ello te revelamos las claves para no perderla y realizar ejercicio en casa

Puede que tengas claro que eliminar grasa y bajar de peso es tu objetivo, pero eso de hacer deporte todos los días quizás no lo tienes tan claro. Y es que a la hora de perder peso, hay un enemigo que es casi peor que la propia grasa: la falta de motivación.

Si no tienes un gimnasio cerca de casa o no estás acostumbrada a practicar deporte, es fácil que acabes poniéndote excusas a ti misma. Pero, ¿y si apuestas por hacer ejercicio en casa?

Quizás piensas que, de esta manera, es más difícil estar motivada, pero no tiene por qué ser así. Al practicar ejercicio en casa, tú pones las normas. Serás tú la que decidas qué ejercicio practicar y cuándo hacerlo. Tener disciplina es importante, en cuanto empieces a ver resultados sabrás que habrá valido la pena!

[hs_form id=”2″]

Ejercicio en casa, ¡no te desmotives!

Puede pasar que poco a poco vayas perdiendo la motivación al realizar siempre los mismos ejercicios en casa. Con el objetivo de que luches contra el desánimo, vamos a contarte algunas claves para no perder la motivación y seguir con tu rutina.

Algo que, definitivamente, te ayudará a seguir motivada es ver los resultados positivos de practicar ejercicio en casa. Sin embargo, estos resultados no son siempre evidentes, o tardan tiempo en aparecer. Por ello, es importante que te marques retos a ti misma, pequeñas metas que debas superar, y utilizar esto como el reflejo de tu evolución positiva. Los retos pueden ser de lo más variado, pero intenta que sean concretos: aumentar el tiempo que le dedicas a hacer sentadillas, batir tu propio récord en abdominales… ¡tú decides!

Te recomendamos que, mientras haces ejercicio, te imagines a un competidor. Es normal sentirte más motivada cuando sabes que compites con alguien. ¡Empieza a liberar toda la adrenalina de tu organismo!

Otro aspecto importante es que varíes tu rutina de entrenamiento, es decir, que vayas alternando cada día una rutina de ejercicios para que no te aburras y sigas con tu motivación.

También es importante que te diviertas mientras haces ejercicios en casa, algo que puedes lograr si escuchas música. Esta clave es muy importante ya que la música hace que el ejercicio te resulte menos pesado y más ameno. ¡Se te pasará el tiempo volando!

Y por último… ¡disfruta del ejercicio sin obsesionarte! La constancia es lo más importante. Acuérdate de que has conseguido metas, pero no es bueno que te obsesiones. Tan solo elige objetivos que se ajusten a tus capacidades y que sean realistas, y no te frustres si alguna vez fallas. ¡Todavía te queda mucho por lograr!

¡Aprende a hacer ejercicio sin salir de casa!

¿Siempre has querido realizar ejercicio pero no puedes apuntarte al gimnasio y te da pereza salir de casa? ¡No te preocupes! Nosotros te contamos los mejores ejercicios que puedes realizar en casa cada día, sin demasiado esfuerzo.

  • Zancadas: Este ejercicio es ideal para quemar grasa y además es uno de los más completos. Debes separar los pies como el ancho de tus hombros, a continuación posicionamos una pierna atrás levantando el talón, mientras que la pierna de delante la dejas flexionada. Empieza a realizar el ejercicio subiendo y bajando tu cuerpo, eso sí, es muy importante que mantengas tu espalda recta.
  • Tríceps: Para poder realizar este ejercicio necesitas una silla o un banco.
  • Debes de colocar tus manos, mientras que tu cuerpo está de espaldas a la silla o al banco, así pues empieza a subir y a bajar realizando este movimiento con los brazos.
  • Elevación de pelvis: Te recomendamos que utilices una esterilla para que estés más cómoda realizando este ejercicio. Túmbate boca arriba, apoya tus pies en el suelo y mantén tus rodillas semi-flexionadas. Ahora tan solo tienes que elevar la pelvis y aguantar el tiempo que puedas incluso realizar el movimiento de subir y bajar la pelvis.
  • Sería adecuado que midieras tu tiempo cada vez que hagas este ejercicio, de esta forma podrás valorar tu evolución.
  • Patada de glúteo: Utilizando la misma esterilla que en el ejercicio anterior, en este caso debes de apoyarte en el suelo con tus manos y tus rodillas, manteniendo la espalda recta. Una vez estés en la posición adecuada, tienes que elevar la pierna al mismo tiempo te recomendamos que aprietas los muslos y el glúteo para que el ejercicio sea más efectivo. Realiza varias repeticiones sin apoyar la rodilla en el suelo, así ves alternando las piernas.

¡No olvides realizar un buen calentamiento antes de empezar y realizar estiramientos cuando termines tu rutina de ejercicios en casa para evitar cualquier lesión!