pilates

3 ejercicios de Pilates para adelgazar

Todos las que hemos probado las dos versiones de Pilates – Pilates Suelo y Pilates Máquina –  hablamos maravillas de este programa de ejercicios inventado por el alemán Joseph Pilates hace casi 100 años.

El método Pilates reúne cerca de 500 ejercicios que buscan aumentar la flexibilidad y la fuerza del que lo practica, pero además, ayuda a relajar y concentrar nuestra mente. El Pilates no es un método de adelgazamiento al uso, pero al tratarse de ejercicios aeróbicos nuestro cuerpo quema grasa al mismo tiempo que fortalece la musculatura. Hoy te vamos a contar tres de los ejercicios de Pilates que pueden ayudarte a adelgazar pero que también te ayudarán a sentirte centrada, flexible y cómoda con tu propio cuerpo.

[hs_form id=”5″]

  1. El bombeo

Uno de los ejercicios que más odian las personas sedentarias que practican Pilates se denomina coloquialmente “bombeo” y, te lo aseguro, las primeras veces que lo practiques notarás como “pican” ciertos músculos de tu cuerpo que ya tenías completamente olvidados.

  • Túmbate en el suelo boca arriba sobre una esterilla cómoda.
  • Eleva las rodillas.
  • Eleva lentamente tu cabeza y torso y mírate el ombligo. Tienes que notar que el cuello está bien estirado, pero sin tener sensación de dolor.
  • Ahora extiende los brazos con las palmas hacia el suelo y “bombea” como si palmearas el aire mientras inhalas y exhalas el aire rápidamente entre cinco y diez veces.
  • Baja tu cabeza, cuello y torso hacia el suelo muy despacio. Sujétate las rodillas con los brazos y estira la zona lumbar dejándote rodar suavemente hacia uno y otro lado.
  • Repite el ejercicio intensificando en cada serie el ritmo que imprimas al bombeo.
  1. Vientre plano

Practicar Pilates con regularidad hace auténticas maravillas con esas “morcillitas” que van engrosando nuestra cintura con el paso de los años. Joseph Pilates creó muchas variaciones de ejercicios que buscan tonificar y trabajar esta zona del cuerpo, el siguiente es uno de los más eficaces:

  • Túmbate en el suelo boca arriba sobre una esterilla cómoda.
  • Eleva las rodillas hasta que la planta de los pies esté bien apoyada en el suelo.
  • Eleva ligeramente el torso y mírate el ombligo. Como en el ejercicio anterior: tienes que notar que el cuello está bien estirado, pero no tienes que sufrir ni dolor ni tensión excesiva.
  • Eleva una de las piernas con la rodilla todavía doblada y sujétala con tus dos brazos a la vez que la atraes suavemente hacia tu pecho.
  • Baja esa pierna y haz el mismo ejercicio con la otra rodilla.
  • Cuando cojas ritmo, ve alternando una y otra rodilla al ritmo de la respiración (inspiración- exhalación).
  • Repite la serie entre diez y quince veces alternando las dos extremidades a un ritmo con el que te sientas cómoda.
  • Descansa un par de minutos estirando y relajando bien la zona lumbar abrazando las rodillas y dejándote caer suavemente de uno a otro lado.
  • Haz cinco series de este ejercicio.
  1. Brazos contorneados

Otra de las zonas de nuestro cuerpo que van perdiendo firmeza con la edad y que, además, impide que luzcamos como se merecen las camisetas y vestidos de tirantes son los brazos, especialmente la zona de los tríceps. Para tonificar estos músculos y eliminar la antiestética grasa sobrante no hay nada mejor que probar el siguiente ejercicio inventado por  Pilates. Este ejercicio es más eficaz si lo haces con un aro de pilates.

  • Colócate de pie con la típica postura de pilates: espalda recta, hombros relajados, mirada al frente, piernas ligeramente separadas a la altura de la anchura de tus caderas, rodillas ligeramente flexionadas y centro activado (tensión en la zona de tu ombligo).
  • Coge el aro firmemente por la parte externa. Flexiona los codos hacia afuera, eleva los brazos hasta la altura de tu pecho y aprieta y afloja el aro mientras cuentas hasta diez inhalando y exhalando el aire lentamente.
  • Si quieres intensificar el ejercicio, coloca el aro por encima de tu cabeza con los codos flexionados y aprieta y relaja lentamente respirando y exhalando despacio mientras cuentas hasta diez.

Estos son tres de los ejercicios más eficaces para ayudarnos a mantener la línea con el método Pilates. ¿Quieres que te contemos más? ¡Deja tu comentario en nuestro blog!

[hs_action id=”5635″]