ejercicios abdominales

Ejercicios abdominales que ayudan a perder grasa

Los ejercicios abdominales combinados con ejercicios aeróbicos, una dieta sana y equilibrada y algunos complementos alimenticios que nos ayuden a quemar grasas son una combinación perfecta y segura para reducir un poco la grasa abdominal, sentirnos más cómodas al vestir ropa ajustada y, además, cuidar nuestra salud empleando sólo un poco de nuestro escaso tiempo libre.

En el artículo de hoy veremos dos buenos ejemplos de ejercicios abdominales que puedes hacer en casa, en el gimnasio o en el parque.

Estos ejercicios abdominales son muy efectivos y si no tiras la toalla verás cómo la grasa de esta zona se va reduciendo paulatinamente mientras tu musculatura se va fortaleciendo y definiendo.

[hs_form id=”5″]

Para conseguir los mejores resultados con estos ejercicios abdominales sólo necesitarás cuatro cosas: ropa cómoda, una esterilla o colchoneta para evitar magulladuras y resbalones, algo de tiempo y ganas de sentirte mejor contigo misma y con tu propio cuerpo. No es demasiado, ¿verdad?   

Elevaciones

El primero de los ejercicios abdominales que te proponemos sirve para moldear y fortalecer la musculatura de tu abdomen, pero también es excelente para trabajar tus glúteos y tus muslos.

  1. Acuéstate boca arriba sobre una esterilla acolchada dejando los brazos estirados a ambos lados del cuerpo con las palmas de las manos hacia abajo.
  2. Flexiona las rodillas y apoya completamente la planta de los pies sobre la colchoneta.
  3. Aprieta bien los músculos del abdomen, toma aire profundamente, retenlo y eleva las piernas con las rodillas dobladas. Estira bien los dedos de tus pies hacia el techo y espira lentamente el aire retenido mientras cuentas hasta diez.  
  4. Baja las piernas lentamente y manteniendo la tensión en la zona del abdomen.
  5. Cuando las plantas de tus pies vuelvan a estar firmemente asentadas en el suelo, repite el ejercicio entre 8 y 10 veces.  El truco de este ejercicio es no tener prisa sino ir marcando cada movimiento manteniendo bien tensionados los músculos de tu abdomen.

El puente

El puente es un auténtico clásico dentro del grupo de ejercicios abdominales para tonificar la zona del vientre sobre todo si has pasado recientemente por un embarazo o has perdido peso demasiado rápido. Como el anterior, haciendo este ejercicio también reforzarás y tonificarás la musculatura de esas zonas tan propensas a la celulitis como son los glúteos y la parte superior de los muslos. Además, si padeces de dolores en la zona baja de tu espalda, este ejercicio te ayudará a relajar la musculatura dolorida.

  1. Acuéstate boca arriba sobre una esterilla acolchada dejando los brazos estirados a ambos lados del cuerpo con las palmas de las manos hacia abajo.
  2. Flexiona las rodillas, apoya la planta de los pies en el suelo y asegúrate de que tus hombros están bien apoyados en la colchoneta.
  3. Aprieta bien los músculos del abdomen y los glúteos; toma aire y ve soltándolo lentamente mientras elevas las caderas hacia el techo.  Es importante que tus hombros no se desplacen ni se eleven mientras haces este ejercicio.
  4. Aguanta la postura del puente durante unos segundos. Vuelve a tomar aire y, lentamente, ve bajando las caderas hacia el suelo sin dejarte caer y manteniendo bien tensionados todos los músculos implicados en el movimiento.
  5. Cuando las plantas de tus pies vuelvan a estar firmemente asentadas en el suelo, repite la secuencia del ejercicio entre 10 y 15 veces.