batidos para adelgazar caseros

Cinco recetas de batidos caseros para adelgazar

Un elemento que no puede faltar en tu dieta para adelgazar es el zumo natural. La gran mayoría están elaborados a base de frutas, aunque esto no necesariamente es una regla que debamos seguir de forma estricta.

[hs_form id=”8″]

¿Qué tal uno de verduras? ¿O incluso uno mixto? ¿Por qué no un batido? A continuación te ofrecemos algunos ejemplos.

Los zumos son, además, una buena alternativa para adquirir nutrientes y vitaminas que se derivan de las frutas, las verduras y las hortalizas. Si no eres de las que consumen este tipo de alimentos en su estado natural, es decir, tal y como las compras en el mercado, ¿por qué no intentarlo con los batidos?

Pruébalo, te puede sorprender. Muchas personas lo están probando y te podemos asegurar que en muchos casos puede ser mucho más satisfactorio de lo que piensas.

Además, las frutas y las verduras ofrecen múltiples posibilidades cuando se trata de hacer batidos, bien sea poniéndolas junto a otras de su grupo alimenticio o, incluso, mezclándolos con los de otros grupos.

Es un mundo de infinitas variantes. Sin embargo, lo más importante es que aproveches las cualidades diuréticas y antioxidantes de los zumos y batidos y que, además, sirvan como acompañantes de tus dietas para adelgazar. Estas dos propiedades son fundamentales para mantenernos en forma y llevar un estilo de vida sano.

Toma nota: algunos batidos caseros para adelgazar

¿Cuál es tu fruta favorita? No, nos respondas todavía. Antes echa un vistazo a cinco recetas de batidos caseros que puedes incorporar a tu dieta para bajar de peso. Quizá después de leerlas no tengas tan clara tu respuesta 🙂

1) Batido de mora y plátano:

Es uno de los más comunes. Prepara una taza de moras, un plátano y una cucharada de aceite de linaza. Si te apetece, puedes agregar media taza de almendras, dos cucharadas de mantequilla natural y un puñado de hojas de col. De esta forma obtendrás un batido delicioso y favorable a tu propósito de perder peso.

2) Batido verde:

Aunque existen distintas formas de preparar el denominado batido verde, una de las más habituales consiste en mezclar zumo de limón, dos porciones de espinaca, media taza de perejil, un pepino, dos manzanas y un vaso de leche o agua. El resultado de esta mezcla es especialmente bueno, tanto para adelgazar como para aumentar los antioxidantes en el cuerpo.

3) Batido de aguacate y mango:

Prepara un cuarto de taza de aguacate y un cuarto de taza de mango en trozos. Luego ponlo todo en la batidora y agrégale media taza de zumo de naranja y media cucharada de zumo de limón. Déjalo batir hasta que logres una mezcla homogénea. El ingrediente que debe predominar sobre los demás es el aguacate.

4) Batido de lechuga, espinaca y kiwi:

Pocos batidos son más propicios para adelgazar que el elaborado a base de lechuga, espinaca y kiwi. Tiene propiedades diuréticas, ayuda a quemar grasa y proporciona un alto nivel de agentes antioxidantes. Bébelo tres veces a la semana y sólo durante las mañanas. Cuando vayas a mezclarlo en la batidora, agrega un chorro de miel para añadirle un toque dulce sin que llegue a notarse demasiado.

5) Batido combinado:

¿Te gustan tanto las frutas como las verduras? Este es el tipo de batido ideal para ti. Se caracteriza por la mezcla de ambas cosas y aporta grandes cantidades de nutrientes y de fibra. Aunque existen distintas versiones, la más habitual es la que mezcla el jugo de miel, la naranja, la piña, el apio y el nopal. 

Para los días que no tengas tiempo o que te apetezca un batido de chocolate, tenemos la solución: un sabroso y nutriente batido sustitutivo de chocolate. ¿A qué esperas para probarlo?