ejercicios de abdominales

Cinco errores que debes evitar al realizar tus ejercicios de abdominales

Si realizas abdominales diariamente para tonificar los músculos de tu vientre, este post es el indicado para ti. Recuerda que aunque parezca un ejercicio sencillo, cometemos más errores de los que creemos.

¿Quieres saber si tu rutina de abdominales es correcta?

[hs_form id=”7″]

Principales ventajas de los ejercicios de abdominales

Lucir unos músculos fuertes y tonificados y perder peso no son las únicas ventajas de realizar ejercicios de abdominales. Ten en cuenta que sobre la parte abdominal se articula el peso del tronco y que allí se sitúan órganos vitales para el funcionamiento del cuerpo. Por tanto, hablamos de una zona que al ejercitarse nos ayuda a cosas como:

  • Protección de los órganos allí localizados. La zona abdominal está libre de protección ósea, con lo cual es importante que los músculos que la recubren sean fuertes para proteger los órganos localizados.
  • Mejorar la respiración. Al hacer abdominales, expulsamos mayor cantidad de aire y aumentamos el espacio para la entrada de aire nuevo.
  • Equilibran la fuerza. Los corredores o atletas profesionales realizan este tipo de ejercicios para liberar al tronco del peso que supone mantener el equilibrio del cuerpo; de esta manera disminuyen el riesgo de lesiones.
  • Combaten los dolores de espalda. Cuando un dolor está localizado en la espalda, es necesario buscar el ejercicio abdominal más adecuado. Entre las lesiones que se pueden combatir de esta forma se encuentran las lumbalgias, los dolores cervicales o las dorsalgias, entre otras.

Ejercicios de abdominales: los fallos que debes evitar

Ahora bien, que sea uno de los ejercicios más comunes no quiere decir que se pueda realizar de cualquier forma. Los abdominales mal ejecutados pueden ser fuente de lesiones musculares y otras complicaciones, lo cual nos obliga a prestar mucha atención cada vez que los realicemos.

¿De qué fallos estamos hablando? ¿Cómo saber si tu rutina de ejercicios abdominales es la más adecuada? Echa un vistazo a la siguiente lista de errores:

1) Repeticiones innecesarias: algunas personas consideran que cuantos más ejercicios realicen obtendrán mejores resultados. No es así. Es preferible entrenar una o dos veces de forma intensa a sobreentrenar la zona abdominal. Lo ideal es que tu rutina no supere los 20 minutos.

2) Tirar del cuello: cuando subas, no tires del cuello con las manos. Lo más recomendable es cruzarlas a la altura del pecho. Recuerda que el centro de la fuerza debe estar en el abdomen.

3) No usar colchoneta: este sencillo objeto protege la espalda y el coxis de la dureza del suelo. Al no usarla aumentas el riesgo de lesiones.

4) Fortalecer solo una parte del abdomen: los denominados crunches o abdominales de arriba y abajo no pueden acaparar tu rutina de ejercicios. Si de verdad quieres un vientre plano, debes ejercitar toda la zona con abdominales inferiores o laterales; de este modo tu rutina estará completa.

5) Arquear la espalda: es quizá el error más común de todos. La zona lumbar siempre debe estar apoyada. Pero si te resulta imposible no arquearla, entonces prueba a elevar las piernas hasta un ángulo de 90º.

6) Hacer los abdominales al inicio: como la zona abdominal está implicada en otros ejercicios, si la fatigas desde el inicio luego no obtendrás el rendimiento esperado al realizar éstos. Por tanto, deja las abdominales para el final.