cuidado del cabello

Consejos para el cuidado del cabello en verano

Un verano más y, como cada año, los especialistas alertan de los peligros de los rayos UVA para la piel hablando en entrevistas en la tele, periódicos y revistas de cómo protegerse del sol. Pero, ¡tu pelo también necesita mimos especiales en el verano! Por eso te traemos unas sugerencias para el cuidado del cabello y prevenir la sequedad, caída y otros daños.

Pasar tiempo al aire libre es muy agradable cuando hace buen tiempo y además tiene muchos beneficios: permite coger un buen bronceado y ayuda al cuerpo a producir vitamina D. Sin embargo, los factores climáticos a los que nos exponemos pueden tener consecuencias poco agradables si no tomamos algunas simples precauciones. Los consejos que te proponemos son pequeñas acciones y buenos hábitos que te permitirán disfrutar del verano con un cabello brillante y sano.

Un gorro siempre en el bolso

Ya sabrás que se recomienda evitar la exposición al sol entre las 11 de la mañana y las 16 de la tarde. En este momento del día los rayos del sol son más potentes y dañinos también para tu cabello. En los meses más calurosos del año, si quieres proteger el cabello, lo mejor es que lleves contigo un gorro. Que vayas a la playa, camines por la ciudad o practiques algún tipo de deporte, utilizar un gorro te permitirá proteger el cuero cabelludo y el pelo y evitar los efectos secundarios del sol. Si no te gusta o no te sientes a gusto llevando un gorro, puedes utilizar un pañuelo a la moda, como hacen algunas divas.

Aclarar con agua dulce

¿Para ti el verano es sinónimo de playa? Cuando hace calor, un buen chapuzón es el remedio más eficaz para refrescar el cuerpo y quitarse de encima esa sensación de pesadez. Para cuidar tu pelo y protegerlo de las agresiones causadas por la sal y el sol, un gesto tan simple como aclararlos en agua dulce después de un baño de mar es suficiente. Así limitarás la posibilidad de irritación del cuero cabelludo y sequedad en las puntas.

Permitirse algún capricho, como aceites protectores o mascarillas hidratantes

Cuando las condiciones externas y el cambio de hábitos durante las vacaciones exigen mucho a tu melena, ten en cuenta la posibilidad de utilizar algún producto específico que te ayude a prevenir el estrés antes que sea demasiado tarde. Un buen aceite protector cuando vas a la playa o a la piscina te permitirá nutrir el cabello y evitar la deshidratación en las puntas. Además, hará que lavar y peinar sea mucho más fácil, incluso después de un día de playa.

Olvídate de secar y peinar de vez en cuando

Dejar secar el pelo al aire de vez en cuando te dará una auténtica sensación de libertad. Si estás de vacaciones puedes aprovechar un recogido simple y evitar la plancha o el secador para no estresar demasiado el cabello. Aprovecha algún día para regalar relax completo a tu pelo y tú también lograrás desconectar de la rutina.

Masaje relajante

¡Pues claro que a tu pelo también le gustan los masajes! Son una forma muy eficaz de cuidarlo y mantenerlo sano. Cada noche, antes de dormir puedes masajear el cuero cabelludo con la yema de los dedos, aplicando una presión muy suave para no dañar esta parte tan sensible de tu cuerpo. También puedes utilizar alguna herramienta de masaje diseñada para esta parte del cuerpo. Con esta acción estarás activando la circulación sanguínea que es imprescindible para la vida del cabello y al mismo tiempo regalándote unos minutos de relax perfectos para conciliar el sueño.

Como en cualquier periodo del año, es imprescindible tomar agua suficiente y seguir una alimentación saludable y equilibrada para asegurar el correcto funcionamiento del organismo. Recuerda: ¡la belleza de tu cabello depende también de un buen cuidado desde el interior!

[hs_form id=”11″]