Consejos para combatir la ansiedad sin perder de vista la dieta

Trucos e ideas para combatir la ansiedad

Todos nos sentimos estresados alguna vez. Y, en muchas ocasiones, la reacción más inmediata ante los nervios es la de correr a la nevera y coger lo primero que encontramos, o ir a la tienda y comprarnos algún capricho que nos haga sentir mejor. Normalmente este picoteo entre horas consiste en hidratos de carbono, que hacen aumentar el nivel de azúcar en nuestro cuerpo y rompen con el equilibrio en la dieta. En este post te queremos dar algunos consejos para que puedas combatir la ansiedad sin perder de vista tu dieta.

1. Alíate con los productos saludables

Alimentos como la bollería industrial o las patatas fritas son muy apetitosos pero no son saludables. Para estos momentos en que solo piensas en comer algo, te recomendamos que tengas en casa productos más saludables como cereales, pan integral, batidos o chocolate negro. También son productos apetecibles, pero mucho más sanos y saciantes. Además, con el tiempo tu cuerpo se acostumbrará a estos productos y se convertirán en tu primera elección.

2. Date un respiro
Una buena manera de no caer en la tentación del picoteo es posponer unos minutos la decisión de correr a la nevera. Esto hará que tomemos consciencia de la decisión que vamos a tomar y probablemente decidiremos hacer otra cosa o escoger un ingrediente más sano o más adecuado para la hora del día en que nos encontramos.

3. Las infusiones son de gran ayuda

Los tés e infusiones son una gran solución para esos momentos en que entra el hambre o nos sentimos ansiosos y tenemos ganas de comer. Además, si te sientes especialmente nerviosa puedes tomar tila, te ayudará a calmar el hambre y los nervios. Hoy en día hay infusiones de todos los sabores, lo que es una gran noticia porque puedes elegir la que más te guste en función de lo que te apetezca cada día y no te aburrirás.

4. Busca distracciones
A veces la ansiedad se produce por la sensación de aburrimiento. Si en estos momentos te entra hambre, una gran opción para calmarla es salir a caminar, escuchar música y bailar o leer un libro. Busca una actividad que te guste y te haga sentir bien y practícala, tener la mente ocupada es una de las mejores maneras para calmar la ansiedad.

5. El deporte es clave
El deporte es de ayuda en casi todas las situaciones de la vida diaria. Mantenerte activa y practicar un deporte, además de ser una de las mejores formas de perder peso, te ayudará a relajarte y a sentirte más feliz.

6. Adquiere buenos hábitos
Aunque parezcan detalles insignificantes, hábitos tan sencillos como masticar lentamente o comer cinco veces al día son claves para sentirnos más saciados, mantener el metabolismo activo y controlar la ansiedad por comer.