Siken, alimentos que ayudan a cuidar las articulaciones

Alimentos que ayudan a cuidar las articulaciones

El parón vacacional, los cambios alimenticios, la falta de descanso… la resaca del verano pasa factura, no solo en el estado de ánimo, sino también en el estado de las articulaciones, que reaccionan con molestias, e incluso dolor, cuando se reencuentra con la poco apreciada rutina.

Para que esto no pase, el primer consejo que te daremos es que, aunque te hayas propuesto volver a ponerte en forma en un tiempo récord, es muy importante que no sobrecargues las articulaciones con demasiado ejercicio. Mantenerse en forma es bueno para tu cuerpo, pero pasar de cero a cien en poco tiempo puede llegar a ser perjudicial. Además de no sobrecargar las articulaciones, otro gran aliado para cuidarlas es la alimentación. En este post queremos recomendarte algunos alimentos que, por su composición, te ayudarán a nutrir los huesos, cartílagos y tendones para que puedas volver a tus rutinas de ejercicio sin sufrir ninguna molestia. ¿Empezamos?

– Salmón
El salmón es un pescado azul y como tal es rico en ácidos grasos omega-3, que ayudan a proteger las membranas celulares del desgaste producido al realizar ejercicio físico. Además, también contiene vitamina D, que ayuda a la absorción del calcio en los huesos y las articulaciones.

– Brócoli
El brócoli, como todas las verduras de hoja verde, es una gran fuente de vitamina C para nuestro organismo, y también de antioxidantes que son muy importante para la producción y protección del colágeno, unos de los principales componentes de nuestras articulaciones.

– Plátano
El plátano es una de las frutas más ricas en potasio y magnesio, un mineral que nos ayuda a combatir calambres y el dolor que causa la inflamación de las articulaciones. Además, tanto el plátano como la banana contienen vitamina B6, un componente que ayuda en la regeneración del tejido óseo.

– Naranja
La naranja, igual que el resto de frutos cítricos, tiene un alto contenido en vitamina C, que favorece el desarrollo de los huesos y los cartílagos. Además, la naranja ayuda a reducir la inflamación y a prevenir la artritis por su contenido en antioxidantes, vitamina E, beta caroteno, selenio y zinc.

– Cereales integrales
Los cereales integrales, al igual que las legumbres, aportan muchos nutrientes y son grandes fuentes de magnesio, un componente alimenticio de gran importancia para el cuidado de las articulaciones. Entre los cereales integrales con mayores índices de magnesio destacan el trigo, el arroz integral, la avena y la quinoa.

Si tus articulaciones están sufriendo la vuelta a la rutina también es recomendable que no realices ejercicios agresivos con las articulaciones como los movimientos que impliquen un fuerte impacto en la rodilla o las sentadillas libres.